Menu
denuncia-whp

Quirón el sanador herido

- COLUMNA ASTROLOGICA SEMANAL - Por Lic. Alejandra Montenegro

 

Quirón mitológico

La astrología muchas veces se remite al simbolismo de los mitos, para encontrar referencias que acompañen la interpretación de la carta natal, en lo individual, social y cosmológico, traduciéndolo en significados que podamos aplicar de forma palpable en nuestra vida.

Veamos brevemente la historia de este centauro.Kirón símbolo

Nació mitad caballo, mitad humano, por lo que su madre lo abandonó, y fue criado por Apolo, su padre adoptivo, en una cueva solitaria.

Él crece, siendo bondadoso y sabio, interesado en la poesía, la escritura y sobre todo las ciencias curativas, atrayendo a muchos discípulos.

Un día, por “error del destino”, es herido por una flecha envenenada, lastimándolo en una de sus patas, en la parte animal de su cuerpo. Pese a todo su conocimiento, es incapaz de curarse a sí mismo y siendo inmortal (ya que sus padres eran dioses del Olimpo) se enfrenta a la paradoja de no poder sanar ni tampoco morir, lo que suma al dolor del rechazo de su madre, el de esta herida.

Quirón se vuelca entonces a querer encontrar el alivio para los demás, ya que conoce el dolor en carne propia.

Pasará a ser el “sanador herido”, cuya consciencia de su propia herida es justamente lo que le otorga mayor sabiduría y compasión.

Quirón astrológico

Los descubrimientos de planetas suelen asociarse con cambios en la conciencia colectiva.

Quirón fue descubierto en el año 1977 y desde entonces, las terapias de autoconocimiento y sanación han cobrado mayor auge.

Su órbita excéntrica, de trayectoria irregular, oscila entre las de Saturno y Urano, tardando alrededor de 50 años en completar una vuelta al Sol.

En su tránsito por la rueda zodiacal, lo encontramos ahora iniciando un movimiento de retroceso aparente (cuyo mensaje se interpreta como ir hacia dentro para realizar una re-visión) a los 29° de Piscis, signo de finales, de disolución de los límites del ego, requisito indispensable para alcanzar  la unidad, compasión y amor universal del que Piscis nos habla.

¿Qué es lo que se vuelve necesario disolver porque limita nuestro crecimiento evolutivo?

Quirón dirige la mirada hacia una herida infantil.

Su reconocimiento, el poder iluminarla, abrazando este aspecto de vulnerabilidad, es lo que nos permitirá hacer contacto con la sabiduría interna y compasiva a todos.

Quirón en la carta natal

Cada uno de nosotros tiene ubicado a Quirón en algún lugar de su carta natal y allí se concentra un punto de inseguridad, una raíz de dolor que permanece inconsciente y que necesitamos integrar, para madurar y dejar de culpar a los demás, al sentirnos víctimas de las circunstancias.

Quirón glifoQuirón nos enfrenta al dolor, rompiendo con la burbuja en la que nos hemos protegido, porque sólo al aceptar nuestra vulnerabilidad será posible trascenderla y sanar.

Acompaña este movimiento de retroceso, un aspecto planetario que ocurre en signos cardinales (de impulso, acción) que puede llevarnos a querer ir en pos de nuestras metas. Pero el mensaje es claro: si queremos avanzar, necesitamos primero prestar atención a esta herida que subyace por debajo de todo lo que hacemos, que incluso es la motivante de repetirnos una y otra vez en situaciones que no comprendemos.

¡Es momento de iluminar el inconsciente, indagando dentro de nosotros mismos!

Quizás Quirón quiere enseñarnos que la capacidad de “sanar” es una virtud innata de nuestra esencia, que se pone de manifiesto gracias al contacto del “herido” con la sabiduría que le provee el dolor.

Tornándose “sanador” quien comprende su herida y por ende las heridas de sus semejantes.

¿Estamos listos para asumir la responsabilidad de nuestra vida?

Quirón espiritual

Lo que más me invita a profundizar en el símbolo de Quirón es que esté representado por un centauro, mitad animal, mitad humano, hijo de dioses. Tres aspectos presentes en todos, y que necesitamos integrar para sentirnos completos, en paz interna.

El aspecto animal, instintivo de nuestra naturaleza, que nos domina a través de las pasiones y que negamos por estar alejadas de un ideal de perfección (representado por la madre que lo rechaza).

El aspecto humano que se alza por encima de éste, a través de expandir la consciencia, en valores como la justicia, la verdad, el entendimiento de las leyes universales, el arte, la música.

Finalmente, el aspecto divino, que alza su mirada al cielo recordando un origen esencial más profundo, que va más allá del nacimiento humano, al cual podemos acceder cuando aceptamos e integramos a los otros dos.

Somos todo, pareciera decirnos Quirón.

Nuestra parte mortal conlleva intrínsecamente esa “imperfección” y el acompañamiento de una herida que hay que abrazar.

¡Pero somos dioses encarnados!

Cuando reconozcamos esto, tal vez descubramos asombrados que la herida era ilusoria.

Entonces estaremos listos para disolver la identidad egoica (Piscis) y fundirnos como gotas en el gran océano perfecto, de la consciencia cósmica.

Esta es la puerta que puede abrirse en nuestro interior…

Quizás por eso pareciera una llave, el símbolo astrológico que representa a Quirón.

¡Hasta el próximo lunes!

(Encontrame en Face: Alexia Astrología, lectura de cartas natales para el auto-conocimiento. GPS radio 89.1, informe semanal astrológico de los días lunes)

Más en esta categoría: « EMOCIONES ENCONTRADAS Bridge »
volver arriba
puelo

Si Ud. siente que algún comentario, hecho por lectores, en este artículo o en alguna de nuestras redes sociales lo perjudica, denúncielo haciendo click aqui o telefónicamente al 0294-4431409. 

denuncia-whp